Saltar al contenido

10 Formas Qué Hacer Cuando Sangran las Encías

Si sus encías sangran cuando se cepilla los dientes o se pasa el hilo dental, podría encogerse de hombros o pensar que esto es normal de las 10 maneras de detener el sangrado de las encías

Pero el sangrado de las encías indica un problema subyacente.

Factores como el cepillado demasiado vigoroso, las lesiones, el embarazo y la inflamación pueden contribuir al sangrado de las encías.

La inflamación de las encías puede causar enrojecimiento, hinchazón y sensibilidad, y puede ser un signo de enfermedad periodontal, como gingivitis o periodontitis. Tal enfermedad puede ocurrir por la remoción inadecuada de la placa.

Qué Hacer Cuando Sangran las Encías

Qué Hacer Cuando Sangran las Encías
Qué Hacer Cuando Sangran las Encías

Identificar la causa del sangrado de las encías es clave para determinar el tratamiento más apropiado.

Una vez que conozca la causa, puede elegir entre estas 10 maneras posibles de detener el sangrado.

1. Practicar una buena higiene bucal

El sangrado de las encías puede ser un signo de mala higiene dental.

Las encías se inflaman y sangran cuando hay una acumulación de placa a lo largo de la línea de las encías.

La placa es una película pegajosa que contiene bacterias y cubre los dientes y las encías.

Y si usted no se cepilla los dientes o no usa el hilo dental lo suficiente, la bacteria se puede propagar y causar caries dental o enfermedad de las encías.

2. Enjuague su boca con peróxido de hidrógeno

Puede tener a mano peróxido de hidrógeno para usar como desinfectante. Resulta que también puede eliminar la placa, promover la salud de las encías y detener el sangrado de las encías.

Si sus encías están sangrando, enjuáguese la boca con peróxido de hidrógeno después de cepillarse, pero no trague la solución.

La gingivitis es una inflamación de las encías, y esta condición puede causar sangrado, hinchazón y retroceso de las encías.

En un estudio de 99 sujetos, a algunos se les dio un enjuague bucal de peróxido de hidrógeno para estudiar la efectividad de la solución para reducir la gingivitis y blanquear los dientes.

El estudio encontró que el grupo que se enjuagó con peróxido de hidrógeno tenía menos inflamación de las encías que el grupo de control.

3. Deje de fumar

Además de aumentar el riesgo de cáncer de pulmón, enfermedad cardíaca y accidente cerebrovascular, fumar está relacionado con la enfermedad de las encías.

De hecho, fumar es una causa importante de enfermedad grave de las encías en los Estados Unidos, dicen los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades.

Fumar puede disminuir el sistema inmunológico de su cuerpo, dificultando la lucha contra la placa bacteriana. Esto puede llevar a que se presente enfermedad de las encías.

Dejar de fumar puede ayudar a que sus encías sanen y dejen de sangrar. Hable con su médico acerca del mejor método para ayudarle a dejar de fumar.

4. Reducir el nivel de estrés

Un estudio sugiere una relación entre la enfermedad periodontal y el estrés emocional.

Según los investigadores, el estrés emocional tiene un impacto negativo en el sistema inmunológico.

Esto puede resultar en el debilitamiento de las defensas del cuerpo hasta el punto en que no puede combatir una infección de las encías.

Sin embargo, se necesita más investigación para determinar la cantidad de estrés que puede desencadenar el inicio de esta enfermedad.

Se cree que el estrés emocional también puede causar que algunas personas descuiden su salud bucal, lo cual puede contribuir a la acumulación de placa.

Averigüe algunas de las cosas que puede hacer para aliviar el estrés.

5. Aumente su consumo de vitamina C

Comer alimentos ricos en vitamina C puede fortalecer su sistema inmunológico y ayudar a combatir las infecciones de las encías que causan sangrado de las encías.

Por el contrario, no obtener suficiente vitamina C en su dieta puede empeorar el sangrado si usted tiene enfermedad de las encías.

De hecho, una deficiencia de vitamina C también puede llevar a sangrado de las encías incluso si usted practica buenos hábitos orales.

Los alimentos ricos en vitamina C incluyen:

  • naranjas
  • boniatos
  • pimientos rojos
  • zanahorias

También puede preguntarle a su médico acerca de tomar un suplemento de vitamina C.

Como un poderoso antioxidante, la vitamina C fortalece el tejido conectivo y protege el revestimiento de las encías, por lo que usted querrá estar seguro de que está recibiendo suficiente cada día.

La cantidad diaria recomendada de vitamina C para los adultos es entre 65 y 90 miligramos al día.

6. Aumente su consumo de vitamina K

Tomar un suplemento de vitamina K también puede aliviar el sangrado de las encías.

La vitamina K es un nutriente importante porque ayuda a la coagulación de la sangre.

Una deficiencia puede causar sangrado fácil, y un estudio encontró que puede llevar a sangrado de las encías.

Los alimentos ricos en vitamina K incluyen:

  • espinaca
  • berza
  • col
  • hojas de mostaza

La Oficina de Suplementos Dietéticos recomienda que los hombres adultos reciban 120 microgramos y las mujeres 90 microgramos de vitamina K diariamente.

7. Aplique una compresa fría

Las encías sangrantes no siempre son causadas por la enfermedad de las encías.

Las encías también pueden sangrar por un traumatismo o una lesión en el tejido de las encías.

Una compresa fría aplicada a la línea de la encía puede reducir la inflamación y restringir el flujo sanguíneo para detener el sangrado.

Aplique una compresa de hielo o un paño frío en las encías varias veces al día, 20 minutos de uso y 20 minutos de descanso.

8. Comer menos carbohidratos

La investigación ha encontrado que reducir su consumo de carbohidratos también puede mejorar la salud de las encías y prevenir la enfermedad de las encías.

Los carbohidratos y los alimentos azucarados estimulan la placa y el crecimiento de bacterias.

Mientras más placa se acumule en sus encías, es más probable que tenga encías sangrantes.

Aunque cepillarse los dientes y usar hilo dental regularmente puede reducir esta acumulación, reducir los carbohidratos ayuda a prevenir la formación de placa.

9. Beba té verde

Beber té verde diariamente también puede revertir la enfermedad periodontal y detener el sangrado de las encías.

El té verde contiene catequiza, un antioxidante natural que puede reducir la respuesta inflamatoria del cuerpo a las bacterias en la boca.

Un estudio de 940 hombres analizó la efectividad del té verde para mejorar la salud periodontal.

Para el estudio, los investigadores examinaron la profundidad de las bolsas periodontales de los participantes antes y después de beber té verde, así como cualquier pérdida de tejido gingival e incidencia de sangrado de las encías por sondeo.

Basándose en los resultados, los investigadores concluyeron que mientras más té verde beba una persona, mejor será su salud periodontal.

La ingesta diaria recomendada de té verde es de tres a cuatro tazas, aunque algunos investigadores creen que es necesario beber hasta 10 tazas al día para notar cualquier mejora en la salud.

10. Enjuáguese la boca con agua salada

Debido a que las bacterias y la inflamación en la boca causan enfermedad de las encías, enjuagar regularmente la boca con una mezcla de agua salada tibia también puede reducir las bacterias y detener el sangrado de las encías.

Agregue media cucharadita de sal a un vaso de agua tibia y enjuague la boca durante unos segundos tres o cuatro veces al día.

Si el sangrado se debe a una lesión o traumatismo, enjuagar con una mezcla de agua salada también mantiene la boca limpia y elimina las bacterias que podrían causar una infección de la herida.

Cuándo ver a un médico

Consulte a un dentista si el sangrado de las encías no mejora en un plazo de 7 a 10 días.

Es posible que necesite una limpieza dental profunda para eliminar la placa y el sarro y promover la cicatrización de las encías.

El médico también puede ordenar exámenes de laboratorio para verificar cualquier deficiencia vitamínica que pueda causar sangrado de las encías.